Nuevas modalidades de estudio son la alternativa ideal para quienes desean perfeccionar sus conocimientos en poco tiempo.

Durante los últimos años, la gastronomía ha experimentado un fuerte auge en nuestro país, debido en parte al creciente número de personas, emprendedores y pymes que buscan desarrollarse en este rubro. Sin embargo, al momento de crecer y ampliar su conocimiento se ven entrampados debido a la falta de estudios y profesionalización que se requiere para dar el siguiente paso en su lugar de trabajo o negocio propio.

Es por esto que diversas escuelas se han hecho presentes para satisfacer esta demanda. Una de ellas es el Instituto Gastronómico Internacional (IGI) que imparte la carrera de Chefs y Pasteleros que pueden obtener un título profesional en dos años.

“Muchas personas buscan capacitarse, emprender o ampliar sus negocios pero no tienen tiempo o recursos para hacerlo. Nuestra misión es apoyarlos y darles las herramientas necesarias para que puedan estudiar una carrera profesional que les entregue más herramientas y conocimientos de forma rápida y eficaz”, comenta Alberto Gutiérrez, Chef y profesor docente de Igi.

Una de las principales ventajas de esta institución es que los alumnos ingresan a la cocina desde el primer minuto. Además, no deben incurrir en gastos adicionales a la matrícula y mensualidad. “Sabemos lo difícil que es costear los insumos necesarios para estudiar Gastronomía sobre todo cuando hay un negocio que requiere capital. Por eso nos encargamos de entregar los materiales didácticos e incluso el uniforme sin costo alguno”, explica el docente.

El sistema educativo de IGI basado en módulos, acorta los tiempos de estudio prácticamente a la mitad. “Nuestra modalidades diurnas y vespertinas, además de clases los días sábado se adaptan a la necesidad de todo quienes tienen trabajos, pero que están buscando la manera de obtener un título profesional”, comenta Gutiérrez.

Actualmente se imparte la carrera de chef profesional y pastelería, siendo la única escuela en el país en ofrecer esta última especialidad como tal. Además de estas carreras de carácter más formal, esta casa de estudios ofrece cursos cortos de entre cuatro a cinco meses de pastelería, gastronomía, bartender y servicios de catering. Estos cursos denominados “ABC”, se imparten durante todo el año, no así las carreras formales que sólo abren matrículas durante los meses de noviembre a febrero y junio y agosto.

“A la fecha, se han obtenido resultados positivos en Brasil, Uruguay, Bolivia, Paraguay, Colombia y Argentina, y esperamos replicar el modelo en territorio chileno», explica Gabriel Trecarichi, fundador de Igi.

Actualmente, se encuentra con una promoción vigente hasta febrero 2018, con una rebaja del 50% en el arancel de la matrícula, que tiene un valor promocional de 57.000 pesos, en lugar de los $114.000 que cuesta normalmente.

Dejar respuesta