CÓNDOR ROJAS SE SUMA A CAMPAÑA QUE BUSCA TERMINAR CON LA HEPATITIS C EN CHILE

0
1691

El ex arquero nacional fue diagnosticado hace cuatro años y llegó a un estado tan avanzado de la enfermedad que debió ser sometido en abril a un trasplante de hígado. La iniciativa, denominada “Hepatitis Cero” es impulsada por la Fundación de Pacientes con Hepatitis, la Sociedad Chilena de Gastroenterología y la Asociación Chilena de Hepatología.

La Hepatitis C es una enfermedad silenciosa, no se ve y no se siente hasta que ya se encuentra en un estado avanzado.  Así lo experimentó Roberto “Cóndor” Rojas hace cuatro años, cuando fue diagnosticado con esta condición.

El ex futbolista, radicado en Sao Paulo, llegó a un estado tan avanzado de deterioro del hígado que debió ser sometido a un trasplante en marzo pasado. Para evitar llegar a esta situación resulta clave hacerse el examen y comenzar lo antes posible el tratamiento. Ese es el principal objetivo de una inédita campaña de salud, denominada HEPATITIS CERO, encabezada por la Fundación de Pacientes con Hepatitis (FupaHep), Sociedad Chilena de Gastroenteorología y la Asociación Chilena de Hepatología.

“Quiero convidarlos a participar en esta campaña, que junto al gobierno chileno estemos juntos en la prevención de esta enfermedad. Apoyemos esta campaña y pongámonos las pilas”, afirmó a través de un video el Cóndor Rojas.

“Con esta campaña buscamos desmitificar esta enfermedad e incentivar su diagnóstico. Queremos crear conciencia, hacer visible la Hepatitis C, ya que creemos que hay mucha desinformación y, lo que es peor, un grave subdiagnóstico”, destaca Mónica Martínez, Vice presidenta de FupaHep.

HEPATITISSe estima que apenas 10% de los afectados por Hepatitis C en Chile sabe que la padece, estimándose que son unas 50 mil personas las que tienen este virus en el país.

 

“El examen para determinar la Hepatitis C hoy no es parte de los exámenes generales que eventualmente se piden para los chequeos médicos. Por esta razón, es importante que las personas se informen y pidan el diagnóstico, especialmente el grupo que consideramos tiene mayor riesgo, es decir, personas mayores de 45 años, o que recibieron una transfusión de sangre antes de que se hicieran obligatorios los análisis para descartar el virus en 1996”, explica el doctor Marco Arrese, Presidente de la Sociedad de Gastroenteorología de Chile.

“Para el Ministerio de Salud, el hecho de que la sociedad civil esté reunida en una Fundación y que nos ayude a promocionar el conocimiento en la población de una enfermedad como la Hepatitis C es fundamental. A las autoridades de salud y a quienes trabajamos en esto, se nos hace complejo solamente desde un punto de vista atacar y luchar por que las cosas funcionen, pero cuando la gente está empoderada y tenemos personas en el día a día que están en esto, por supuesto que unimos fuerzas y por lo tanto eso puede llevarnos a resultados mucho mayores”, destacó la Dra. Tania Herrera, Jefe del Departamento de Enfermedades Transmisibles de la Subsecretaría de Salud.

La campaña llevará información a distintos puntos del país con un mural que grafica la invisibilidad de esta enfermedad. Además, pacientes y doctores estarán disponibles para responder consultas e, incluso, se podrá acceder a una órden médica para hacerse el examen. Junto a esto, se contará con información en los establecimientos de salud y se desarrollará una campaña en redes sociales y en su sitio web.

Link al video del Cóndor Rojas

Acerca de la Hepatitis C

La Hepatitis C es una enfermedad inflamatoria del hígado provocada por un virus que causa una enfermedad hepática crónica que, con el paso del tiempo, puede transformarse en fibrosis,  cirrosis  e, incluso, cáncer de hígado. El 80% de los pacientes infectados con hepatitis C no presentan síntomas y cuando éstos se manifiestan, que puede ser a los 15 años del contagio,  la enfermedad hepática suele estar en estado avanzado. Cuando ya se manifiestan los síntomas, generalmente corresponden a fiebre, fatiga, pérdida del apetito, náuseas, vómitos, dolor abdominal, oscurecimiento de la orina, color grisáceo en las deposiciones, dolor articular e ictericia.

Cómo se transmite

La Hepatitis C se transmite cuando la sangre de una  persona infectada ingresa en el torrente sanguíneo de otra, siendo los grupos de riesgo las personas transfundidads antes de 1996, año en que se hizo obligatorio la detección del virus.  En menor medida, el contagio podría ser por lesiones por pinchazos con agujas en centros de asistencia sanitaria, instrumentos médicos o instrumentos que se usan en la realización de tatuajes no esterilizados, uso compartido de objetos utilizados para el cuidado personal (afeitadoras, cepillos de dientes, etc.), o para el consumo de sustancias ilícitas inhaladas,  nacimiento de una madre infectada con el virus de la Hepatitis C o relaciones sexuales con una persona que tiene Hepatitis C.

Diagnóstico y tratamiento

La infección con el virus de la Hepatitis C se diagnostica en dos etapas, con la detección de anticuerpos anti-VHC mediante un examen serológico que revela que la persona está infectada con el virus. Si el examen es positivo se debe realizar una segunda prueba que detecta el RNA del VHC para confirmar la infección crónica.

El tratamiento habitual es una combinación de terapia antivírica con peginterferón y ribavirina, eficaz en aproximadamente un 50%  para todos los genotipos de virus de la hepatitis. El tratamiento de última generación reduce las necesidades de seguimiento y aumentan las tasas de curación. No obstante, su costo aún es muy elevado y actualmente no tiene cobertura de ningún tipo de sistema de salud “Lamentablemente, el peginterferón junto a la ribavirina no son bien tolerados por la mayoría de los pacientes y no tienen un porcentaje bajo de curación. Actualmente, existen  fármacos de última tecnología, antivíricos que llegan a una efectividad de hasta un 98%,  seguros y mejor tolerados que las terapias precedentes”, destaca Mónica Martínez.

La Hepatitis C está en el programa GES cubriendo la terapia tradicional que sólo llega al 50% de curación.

La Fundación de Pacientes con Hepatitis surge este año por el interés de algunos pacientes y sus familias de sensibilizar a la población acerca de la existencia de esta enfermedad, de desestigmatizarla, dando a conocer sus causas y efectos.

Estos pacientes logran reunirse gracias a la motivación de algunos hepatólogos de Santiago y Valparaíso. Gradualmente la Fundación espera que se incorporen más pacientes a lo largo de Chile, estando también abierta a familiares de pacientes y a personas que tengan interés en esta área de salud.

 

Dejar respuesta