Así como lo oyen: un negocio en una isla del oriente canadiense está ofreciendo trabajo y tierra sin costo a quien esté dispuesto a mudarse allí.

Se trata de Cape Breton, en la provincia costera de Nova Scotia, en el extremo oriental del país, donde la isla tiene una población pequeña que no llega a 150.000 personas.

En la aldea de Whycocomag, los dueños del Mercado Campesino de la Hija del Granjero, un negocio local, publicaron en los medios de comunicación un anuncio que ha desatado interés internacional.

Ofrecen empleo en el mercado, pero además la posibilidad de ocupar sin costo dos hectáreas de tierra contiguas y después de cinco años de trabajo, dicen, la tierra pasará a ser propiedad del feliz empleado.

Más info en BBCMundo.

Dejar respuesta