La actual Ley 21.015 dictamina que toda compañía, tanto pública como privada, de más de 100 colaboradores/as debe cumplir con un 1% de personas con discapacidad en su staff. Personas con capacidades diferentes tienen mayor dificultad al acceso de información y poca esperanza de encontrar trabajo.

Respeto a la dignidad de las personas con discapacidad es la premisa esencial que emana de la actual ley 21.015, permitiendo que accedan a una remuneración más digna con la base del sueldo mínimo. Además, coarta toda discriminación y cuenta con garantías en los procesos de selección laboral del Estado.

La reciente legislación busca, según explica Sergio Valenzuela, gerente de Recursos Humanos de APL Logistics para Latinoamérica, “generar un mayor valor a la empresa”, en relación con lo que representan las personas con discapacidad para una compañía.

Si bien dicha ley ayudó a dar más oportunidades a las personas con discapacidad, “muchas veces el mayor problema para que accedan a opciones laborales, se debe a que ellos mismos están desesperanzados de encontrarlos, por lo que se les hace más difícil el acceso a información”, enfatiza Valenzuela.

Por su parte, María José López de Fundación Contrabajo, detalla que la inclusión es un proceso que se debe hacer con calma y bien hecho, no se trata de algo inmediato, tampoco forzado.

“No se debe desarrollar en base a la caridad, lo que se tiene que buscar es que exista equidad y no igualdad”, explica López, quien en esa misma línea agrega que lo relevante es hacer inclusión y no beneficencia.

El cambio de esa mentalidad es el paso por seguir con la legislación ya instaurada. “Lo primordial es generar la instancia de que pueda interactuar con sus compañeros y que ambas partes se vean beneficiadas”, aclara el ejecutivo de APL Logistics.

“No nos sirve que su ingreso a la compañía sea meramente para la foto, quedando aislados del equipo y procesos. Se deben sentir parte de la compañía, a través de, por ejemplo, actividades sociales, bailes, entre otros”, agrega Valenzuela.

Desde el gobierno aseguran que con esta ley se está proporcionando más dignidad para las personas en situación de discapacidad, que en nuestro país representan 2 millones 600 mil.

Dejar respuesta