Este miércoles se conoció que el pasado sábado a Alejandro Gil se le inoculó con una tercera dosis de la vacuna Pfizer, saltándose todo tipo de protocolo. La Unidad de Investigación de Radio Bío Bío tuvo acceso al informe que autorizó que se realizara dicho proceso.

Fuente: BioBio

Un cardiólogo y novelista es el profesional que recomendó al presidente del directorio de centro asistencial privado, Alejandro Gil, la aplicación de una tercera dosis de la vacuna contra el covid-19.

Se trata de Héctor Ducci Budge, especialista de la Universidad de Chile que firmó el informe médico de Gil presentado ante la autoridad, al que accedió la Unidad de Investigación de Radio Bío Bío, con fecha 5 de julio de 2021. Es decir, el documento se elaboró posterior a la fecha de la vacunación del empresario.

“Con fecha 3 de julio de 2021 recomendé al Sr. Alejandro Gil González recibir la vacuna anti covid-19 Pfizer, luego de que la determinación de anticuerpos anti spike demostrara que la vacuna Synova (…) no había inducido una respuesta inmunitaria detectable”, escribió Ducci en el documento.

La recomendación del facultativo, según el texto, se fundamenta en el rol que cumple Gil al interior del recinto privado, el cual “lo expone al contagio”. “Consideré de la máxima importancia proceder con la vacunación alternativa para intentar asegurarle inmunidad”, concluyó Ducci, quien además, según registro de la Comisión para el Mercado Financiero, es accionista de la institución privada con menos del 1%.

Pero Ducci no es cualquier médico. En su currículum destacan estudios en prestigiosas universidades norteamericanas. Por ejemplo, un internado en la Universidad de Minnesota, una beca de cardiología en John Hopkins, un diplomado en la American Board de Medicina Interna, entre otros.

Fuentes de Salud señalan que, por el momento, no hay ningún protocolo que autorice la inoculación de una tercera dosis de una vacuna contra el covid-19. Además, agregan, las vacunas están reguladas por el Plan Nacional de Inmunización. Por ende, el presidente de la CLC se habría saltado todos los protocolos.

En contexto

Fue un reporte desde la misma clínica al Programa Nacional de Inmunizaciones de la Seremi de Salud de la región Metropolitana el que abrió el caso. Se informó de un Error de Programación (EPRO) en el que una persona habría recibido una tercera dosis de la vacuna Pfizer.

Tras la alerta, funcionarios de la Seremi RM se apersonaron este miércoles en las instalaciones de la CLC para levantar un acta e iniciar un sumario sanitario contra el recinto por estos graves hechos.

Desde la Seremi informaron a La Radio que el caso de Gil, por el momento, es el único que presenta EPRO por tercera dosis. Además, señalaron que cuentan con un equipo de profesionales desplegados en los diferentes puntos de vacunación fiscalizando el proceso.

Conocidos los hechos, desde Clínica Las Condes señalaron a través de un comunicado público que fueron ellos mismos quienes se auto denunciaron al Ministerio de Salud (Minsal), adjuntando “todos los antecedentes referidos del caso”.

Dejar respuesta