La estrella argentina de fútbol aparece en el último afiche intimidatorio del grupo terrorista, que ya prometió atentar contra el Mundial de Rusia 2018.

El afiche del grupo terrorista Estado Islámico tiene a Lionel Messi como protagonista. Viste un traje de prisionero que lleva su nombre impreso y sangra del ojo izquierdo.

La amenaza contra Messi, difundida por el sitio de monitoreo extremista SITE, se enmarca en una campaña de terror contra el Mundial de Fútbol Rusia 2018, uno de los eventos deportivos más importantes del planeta que –justamente– se realizará en el territorio de uno de los principales enemigos de los yihadistas.

Hoy más temprano, con otro afiche, ISIS prometió una masacre. «Oh, enemigos de Alá en Rusia, juro que el fuego de los mujahideen [soldados en la guerra santa] los quemará, tan solo esperen», dice el póster divulgado en redes sociales.

INFOBAE cuenta más.

Dejar respuesta